Guía para la celebración dominical en familia (23 de agosto de 2020)

Les compartimos una guía para la celebración dominical en familia para este próximo domingo 23 de agosto.

¿Quién es Jesús para nosotros/as?

Celebración dominical de la Palabra en familia – XXI Domingo ordinario – 23 de agosto de 2020

Parroquia de Santo Niño Milagroso, en Huescalapa, Jal.

 

  • Preparar un altar con el cirio encendido, la Biblia abierta en Mt 16, 13-20. Colocar una imagen de Jesús, con un letrero: “¿Quién dicen que soy yo?” y unas papeletas con las palabras: Mesías, Salvador, Profeta, Señor, Siervo, Maestro, Sanador, Emmanuel, Hijo del hombre, Hijo de Dios. Cada miembro de la familia lleva guardada la imagen de su deportista o artista preferido/a.

 

INICIO

CANTO:  ¿Quién dice la gente que soy yo? (Se puede encontrar y descargar en YouTube: https://www.youtube.com/watch?v=AQ750yD9wYE).

PAPÁ:     Con esta celebración dominical que vivimos desde nuestra casa en tiempo de pandemia por el Covid-19, nos unimos al resto de la Iglesia que agradece a Dios la Resurrección de su Hijo. Nos encontraremos con Jesús en el evangelio; Él nos pregunta hoy qué decimos de Él. Celebremos con alegría a la Palabra de Dios.

MAMÁ:    Iniciamos nuestra celebración En el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo. Amén.

Cada quien nos va a compartir la foto que eligió y nos va a platicar algo de su deportista o artista favorito/a: ¿quién es? ¿de dónde es? ¿dónde vive? ¿qué hace?, ¿qué nos gusta de él/ella?, etc.

Ahora platiquemos: ¿Qué sabemos de Jesús?

Pidamos perdón a Dios porque sabemos mucho de nuestros ídolos y muy poco de su Hijo Jesús.

JUNTOS: Yo confieso

 

PALABRA DE DIOS

PAPÁ:     Vamos a leer el texto del evangelio de este domingo. San Mateo nos ofrece un diálogo entre Jesús y sus discípulos, el cual giró alrededor de lo que se decía de Jesús.

  • Un hijo toma la Biblia del altar y lee Mt 16, 18-20 (Nota: Si es necesario, se lee otra vez el texto).

¿Qué nos llama la atención de esta narración? ¿Qué les preguntó Jesús a sus discípulos? ¿Cómo se identificó Jesús? ¿Quién decía la gente que era Jesús? ¿Qué les preguntó a ellos? ¿Cuál fue la respuesta de Simón Pedro? ¿Por qué lo felicitó Jesús? ¿Qué encargo le hizo Jesús a Pedro? ¿Qué les pidió Jesús al final?

MAMÁ: La gente que veía y escuchaba a Jesús, lo identificaba con un profeta. Y ciertamente lo era, pero la respuesta más completa la tenían sus discípulos, que lo acompañaban día a día en su misión al servicio del Reino, porque lo conocían más de cerca.

A nombre del grupo, Pedro le dijo que era el Mesías, el Hijo del Dios vivo. Eso era lo que ellos iban descubriendo de Jesús, aunque su imagen de Mesías era la de alguien poderoso, avasallador, dominador, y no la de un Mesías servidor.

Esto nos ayuda a nosotros a caer en la cuenta de que debemos encontrarnos más seguido con Jesús para conocerlo mejor y no sólo decir cosas o características de Él, sino dar testimonio de su persona, su vida, su misión y su entrega hasta la cruz. ¿Cómo le vamos a hacer aquí en nuestra familia para conocer más a Jesús?

Hagamos nuestra profesión de fe en Jesús, como la que le expresó Pedro cuando les preguntó quién decían que era Él. La haremos con varias dimensiones de Jesús que san Mateo nos ofrece a lo largo de su evangelio.

JUNTOS:

  • Creemos que tú eres el Mesías, que proclama el Reino de Dios.
  • Creemos que tú eres el Salvador, que ofreces el perdón y una vida nueva a todas las personas.
  • Creemos que tú eres el Profeta, que llamas a la conversión y a creer en el evangelio.
  • Creemos que tú eres el Señor, que guías con tu testimonio de vida.
  • Creemos que tú eres el Siervo, que cuidas de los pobres y vulnerables.
  • Creemos que tú eres el Maestro, que enseñas la Buena Nueva por medio de parábolas y de tu vida.
  • Creemos que tú eres el Sanador, que devuelves la salud integral a las personas.
  • Creemos que tú eres el Emmanuel, que estás siempre con nosotros.
  • Creemos que tú eres el Hijo del hombre, igual en todo a nosotros, menos en el pecado.
  • Creemos que tú eres el Hijo de Dios vivo, totalmente humano y totalmente divino.

 

ORACIÓN Y BENDICIÓN

PAPÁ:     Recitemos la oración que Jesús nos enseñó: Padre nuestro

MAMÁ:    Terminemos nuestra celebración pidiendo a Dios su bendición, para que sepamos encontrarnos con Jesús su Hijo y lo proclamemos con nuestra vida. Haciendo la señal cruz sobre nosotros, decimos: El Señor nos bendiga, nos guarde de todo mal y nos lleve a la vida eterna. Amén.

  • Canto final: ¿Quién dice la gente que soy yo?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *