El Jitomate es un fruto con alto valor nutricional

El Jitomate, también conocido como Tomate en otros lugares de México y el mundo, es una planta de la familia de las Solanáceas; originaria de América y exportada a otros países se ha convertido en uno de los frutos más empleados en la gastronomía mundial.

La palabra que procede del náhuatl xictli ombligo y tomātl tomate, significa “xitomatl” que quiere decir fruto con ombligo por la forma en que está sujeto a la planta de la cual proviene, llamada así desde la antigua Tenochtitlán.

Proviene de Sudamérica principalmente en la región andina del Perú y de México, regiones a las que se conoce como cuna de este fruto por las evidencias arqueológicas y la gran variedad silvestre que todavía existe; de ahí se dispersó a toda América y a través del proceso de la conquista, cuando comenzó a fusionarse la concina indígena y la española creando la cocina mestiza y empleando este fruto como base de muchos platillos; en el proceso de la colonización, el jitomate viajó a Europa y a otros lugares del mundo comenzando a cultivar y a producir otras variedades resistentes al clima.


Especies y variedades del jitomate


El jitomate o tomate rojo es una de las especies hortícolas más importantes de nuestro país, debido a su producción y demanda a nivel internacional. Es importante conocer los distintos tipos de jitomate, pues cada una de ellas nos ofrece diferente sabor y colorido. Existe un sin fin de variedades e híbridos en el mercado:
Tipo “aztec” (desarrollado para el mercado que demanda tipo Saladette).
Tipo “maya” (híbrido tipo Río Grande, con follaje abundante).
Tipo “yaqui” (frutos semejantes a Río Grande, con mejores rendimientos y frutos más uniformes)
Tipo «beef» (para ensaladas).
Tipo Marmande (frutos de forma acostillada, achatada y multilocular).
Tipo Vemone (frutos lisos, ligeramente aplastados, coloración heterogénea. Es un híbrido francés, resistente a la enfermedad del mosaico).
Tipo Moneymaker (en Canarias y Alicante, destino exportación. Se le conoce en España como tomate canario o liso. Temporada invernal).
Tipo Muchamiel (acostillado, frutos grandes).
Tipo Pometa tardío (ligeramente acostillado, pulpa harinosa que recuerda a la manzana).
Tipo Roma (variedad italiana para conserva de tomate pelado, fruto pequeño bi o trilocular, forma de pera, tamaño homogéneo de los frutos).
Tipo pera (utilizado, cada vez menos, en la industria conservera para tomate pelado).
San Marzano (utilizado actualmente en la industria conservera para tomate pelado, tipo pera).
Tipo cocktail (fruto pequeño, para industria de tomate concentrado o en puré, cortado como guarnición de platos de carne o pescado).
Tipo cherry (tomatitos, pequeño tamaño, guarnición, larga conservación en la mata).
Tipo ramillete (se comercializa como un ramillete de frutos).

Beneficios del jitomate

Además de conocer las distintas variedades del jitomate, es importante conocer que contiene un gran valor nutricional que nos permite alimentarnos sanamente. El jitomate posee beneficios en la salud gracias a que cuenta con vitaminas muy importantes para el ser humano, puede llegar a curar o prevenir enfermedades terminales como el cáncer.

Es un fruto que aporta 18 kilocalorías, por su alto contenido en agua e hidratos de carbono, conteniendo pocos azúcares y ácidos que caracterizan su sabor. Cada Jitomate aporta en 100grs. energía de 20 kcal, 4 gramos de carbohidratos, azúcares de 2.6 grms; agua del 95%, vitamina C 13 mgs; potasio y magnesio, vitaminas B1, B2, B5, y el licopeno que es lo que le da esa característica roja al fruto, también es una fuente de antioxidantes por excelencia.

Es un excelente regulador de temperatura corporal, en casos de fiebre y exposiciones solares intensas se puede emplear para bajarla o regularla.

Es un diurético efectivo, tomado en jugo permite eliminar líquidos en el cuerpo de manera natural además de ser sumamente refrescante y delicioso.

Es muy efectivo para reducir el hambre en las dietas, aportando los minerales necesarios para el cuerpo y sus funciones.

Por el alto contenido de antioxidantes, es utilizado para prevenir cáncer, o degeneración celular; además muchos medicamentos naturales o de belleza contienen semillas de jitomate (licopeno), como sustancia anti envejecimiento.

El jitomate no solo contiene licopeno sino otros fitocompuestos que comprueban ser útiles en la prevención de cáncer como: Cáncer de Colon y Cáncer de Próstata.

Ayuda a reducir el colesterol y procesos inflamatorios del organismo, el consumo de un vaso diario de jugo de tomate puede reducir de manera significativa estos problemas. El licopeno contenido, también puede reducir la cantidad del llamado colesterol malo en la sangre y de este modo prevenir un ataque cardíaco.

Ayuda a combatir la osteoporosis y mantiene la salud ósea por ser una buena fuente de Vitamina K.

En jugos o de manera natural combate la anemia, y revitaliza el cuerpo.

En forma de mascarillas, se emplea para la piel aportándole juventud y lozanía y para el cabello le aporta nutrientes y vida, evitando la resequedad y la orzuela.

Datos Curiosos
El Jitomate, no solo se ha empleado en la cocina mundial sino también en la salud y como elemento clave de la belleza.
En algunos pueblos precolombinos se consumían las semillas del jitomate delante de otros pobladores con el propósito de tener poderes adivinatorios.
En Europa a principios de su llegada, muchos le consideraron como fruto venenoso dado que en principio, presentaba el tamaño de una avellana y su aspecto era similar a los frutos rojos de la belladona, planta tóxica de la misma familia botánica. Esto justifica en gran medida su inicial rechazo.
Otros lo consideraron con poderes afrodisiacos, por eso se empleaba como ingrediente principal en muchos platillos.
Los franceses e italianos llamaron al tomate manzana del amor o manzana de oro debido a su color y forma.
La planta es hermafrodita, pues presenta flores bisexuales en racimo simple.
Científicos españoles han lanzado un medicamento contra el cáncer a base de concentrado de tomate, la fórmula ideal de beneficiarse de las propiedades anti cancerígenas del tomate es consumiéndolo en salsa y, de ser posible, acompañado de alimentos como aceite de oliva o queso.
Bernal Díaz del Castillo cuenta que en el año de 1538 fue apresado por unos indios de Guatemala y se lo querían comer a él y a sus hombres, en una cazuela aderezada con sal, chiles y jitomates.
Los aztecas preparaban los brazos y piernas de sus vencidos con una salsa de chimole hecha de pimientos, jitomates, cebollas silvestres y sal.

Recetas en base al tomate

Existen muchas opciones en la cocina nacional e internacional para consumir diariamente este fruto, aquí se presentan algunas opciones sencillas y económicas:

Entrada de jitomate con panela.

Ingredientes: Jitomate (tres piezas), panela, aceite de oliva, vinagre de manzana, orégano seco y sal.

Procedimiento: Cortar en rebanadas el jitomate y la panela, acomodarlos en un platón intercalándolos, agregar una vinagreta elaborada de tres cucharadas de aceite de oliva y tres de vinagre de manzana (puede ser balsámico si lo desea), agregar sal al gusto y orégano seco al gusto.

Esta entrada es muy sencilla y económica, aporta una gran variedad de nutrientes por la combinación de sus ingredientes.

Jugo de tomate.

Ingredientes: Jitomates, agua.

Procedimiento: en la licuadora colocar los jitomates con agua y licuarlos hasta que desaparezcan los grumos, beberlo inmediatamente. Consejo; no se cuele, ya que pierde el valor nutritivo y la fibra que pueda contener.

Jitomates rellenos de atún

Ingredientes: 1 lata de atún, 3 jitomates grandes y rojos, 1 frasquito chico de mayonesa, 1 lata de chícharos, 1 lechuga romana, 1 cebolla chica finamente picada, sal y pimienta al gusto.

Procedimiento: los jitomates se pasan por agua caliente para que se les quite el pellejo, se ponen en el refrigerador para que se enfríen perfectamente. Ya fríos cortarles una tapita chica, se les saca la pulpa con cuidado y se rellenan con el atún desmenuzado y mezclado con la cebolla y los chícharos, la mayonesa, la pimienta y la sal. Para servir se colocan en un platón grande sobre una cama de hojas de lechuga orejona.

Receta de jitomate para curar anginas inflamadas.

Ingredientes:
dos kilos de jitomate bola

Procedimiento: se asan los dos kilos de jitomate bola, se dividen en tres partes iguales y se revientan sobre tres paños o lienzos limpios, de estos uno se podrá sobre el cuello en la garganta, y los otros dos uno para cada pie envolviéndolo del tobillo a la planta del pie y el empeine; se recomienda ponerlo lo más caliente que se pueda aguantar (precaución con este paso).

Esto se hará por la noche, dejando los lienzos toda la noche, y al día siguiente se retira con agua tibia.

Publicación en Impreso

Número de Edición: 109
Autores: Ruth Barragán y Mónica Barragán
Sección de Impreso: Remedios de mi Pueblo

5 pensamientos sobre “El Jitomate es un fruto con alto valor nutricional

  1. SIGAMOS CONSTRUYENDO UN MUNDO MAS HUMANO, EN EL QUE SE MENCIONAN VERDADES CON FRASES ABIERTAS, SIGAMOS GENERANDO CONOCIMIENTOS AUNQUE ESTOS YA EXISTEN CONTINUEMOS DIFUNDIENDO LA EFICIENTE INFORMACION.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *