El Puente

Es una especie de portada. Contiene referencias y ligas del contenido de las demás secciones. Sólo informaciones pequeñas estarán completas, el resto serán llamados. También es un tablero de avisos.

Por un México justo y en paz

Este es parte del lema de la inédita –por venir desde abajo y desde el sufrimiento y frustración de las víctimas de las instituciones gubernamentales del país– Marcha por la Paz con Justicia y Dignidad que en silencio llega esta tarde a Ciudad Universitaria.

Homilía del 5º domingo de Pascua 2011

“No pierdan la paz”

Textos: Hch 6, 1-7; 1Pe 2, 4-9; Jn 14, 1-12.

“No pierdan la paz” (Jn 14, 1). Estas palabras que Jesús dijo a sus discípulos durante la Última Cena, son también para nosotros. A ellos se las decía antes de su partida al Padre, con quien se identificó plenamente; a nosotros nos las dice ante la situación de violencia creciente que vivimos en nuestro ambiente, desde las familias hasta el nivel nacional y mundial. La Palabra de Dios nos invita hoy a acercarnos a Jesús, a escucharlo, creer en Él y tomarlo como camino.

Homilía del 4º domingo de Pascua 2011

“Yo soy la puerta de las ovejas”

Textos: Hch 2, 14. 36-41; 1Pe 2, 20-25; Jn 10, 1-10.

“Yo soy la puerta de las ovejas” (Jn 10, 7). Con estas palabras Jesús nos indica uno de sus servicios de Buen Pastor. Se presenta como puerta para sus ovejas. Esta comparación nos lleva a descubrir la grandeza de su persona y, a quienes tenemos la responsabilidad de conducir a otras personas, nos ayuda cuestionarnos si estamos viviendo bien nuestro servicio. Con este ejemplo, que implica la donación total por el bien de los suyos, Jesús se muestra como pastor.

Homilía del 3er domingo de Pascua 2011

Entró para quedarse con ellos

Textos: Hch 2, 14. 22-33; 1Pe 1, 17-21; Lc 24, 13-35.

Entró para quedarse con ellos (Lc 24, 29), nos dice san Lucas. Jesús aceptó la invitación de los discípulos de Emaús. Se quedó con ellos, pero no solo para pasar la noche sino para siempre. Este es el sentido de la expresión del evangelista. Ellos habían caminado con un forastero, no con Jesús; habían visto a Jesús aunque sin reconocerlo, lo habían oído por el camino mas no lograron escucharlo, lo invitaron a quedarse por una noche y no para el resto de su vida.

Homilía del 2º domingo de Pascua 2011

“La paz esté con ustedes”

Textos: Hch 2, 42-47; 1Pe 1, 3-9; Jn 20, 19-31.

“La paz esté con ustedes” (Jn 20, 19.21.26). Este saludo que Cristo resucitado da a sus discípulos en aquellos dos encuentros es un proyecto de vida para todos sus discípulos y discípulas. Él ofrece y da la paz porque la tiene.

Homilía del domingo de Pascua 2011

Fueron a ver el sepulcro (Mt 28, 1). Esto hicieron María Magdalena y la otra María al amanecer del domingo. No se imaginaban lo que contemplarían. Ciertamente miraron el sepulcro, pero abierto. También al ángel, sentado sobre la piedra que estuvo tapando la entrada al sepulcro. Pero lo más importante fue ver a Jesús. Ya el ángel les había dado la noticia de que estaba resucitado y las había enviado a dar la noticia a los demás. Y Jesús les salió al encuentro (v. 9).

Homilía de la Vigilia Pascual 2011

Jesús les salió al encuentro (Mt 28, 9). María Magdalena y la otra María fueron a buscar a Jesús en el sepulcro, muerto. Pero, como nos dice san Mateo, Él salió vivo a encontrarlas. Acababan de recibir la noticia del ángel: “Ya sé que buscan a Jesús, el crucificado. No está aquí; ha resucitado” (vv. 5-6). Esta es la Buena Nueva para ellas, para sus discípulos, para los pobres, para los que tenían puesta su confianza en Él; pero es mala noticia para quienes apuestan por la muerte.